Brasil: Caos institucional

La decisión del juez Itagiba Catta Preta Neto, que en Facebook se ha retratado a sí mismo sonriendo en manifestaciones contra Rousseff y Lula con anotaciones insultantes contra ellos, dejó al país en suspenso, al Gobierno y a Lula noqueados y al sistema político instalado en una suerte de limbo jurídico. El Gobierno adelantó que va a recurrir el auto en cuanto reciba la notificación y otros juristas se apresuraron a asegurar que una segunda instancia judicial puede asimismo invalidar la acción del juez Catta Neto automáticamente. Pero la noticia volvía a colocar al país entero en el estado de estupefacción, sonrojo y parálisis del que no sale desde hace varios días.

El miércoles por la noche, la explosiva divulgación de una conversación entre Rousseff y el expresidente Lula grabada por la policía sacó a la calle a millares de personas para protestar. En el centro de São Paulo algunos pasaron toda la noche, cortando la avenida Paulista, la arteria más emblemática de la ciudad. En la charla grabada por la policía, que tenía pinchado el teléfono de Lula, Rousseff dice: “Te estoy mandando el papel para tenerlo ahí; úsalo sólo en caso de necesidad, porque es el acta [de ministro]”. Para los investigadores no hay duda: Rousseff trataba de proteger a Lula, sospechoso de estar involucrado en una de las ramificaciones del caso Petrobras, de acabar en la cárcel. Si la policía se presentaba en el último momento, antes de que Lula fuera oficialmente nombrado ministro (la ceremonia estaba prevista para ayer), bastaba con que el expresidente presentara el acta para comenzar a gozar del mayor grado de inmunidad que tienen los ministros de Brasil.

Así, quedaba ya fuera del radio de acción del juez federal Sérgio Moro, que es el que instruye el caso Petrobras, pasando a depender del más lento Supremo Tribunal Federal. El enfrentamiento entre Moro, convertido en una especie de héroe popular para la derecha y que acaba de recibir el apoyo corporativo de una asociación de jueces, y el Gobierno, del Partido de los Trabajadores (PT), explica buena parte de la caótica situación del país. Moro fue quien ordenó pinchar el teléfono de Lula —y posiblemente el de Rousseff—, el que mandó prender al expresidente el 4 de marzo y el que estaba dispuesto a encarcelarle.

Abucheos

Rousseff, en el discurso de toma de posesión de Lula, muy seria, negó la interpretación policial de la polémica frase y alegó que tanto el documento remitido al exmandatario como la charla obedecían a un asunto simple y burocrático: la eventualidad de que este, por motivos personales, no pudiera acudir a la ceremonia. La presidenta le enviaba el acta, sin firmar por ella, para que Lula lo firmase y lo remitiese a su vez. Después cargó contra el juez Moro, al que acusó de practicar métodos anticonstitucionales.

La ceremonia de posesión fue cualquier cosa menos conciliadora y se convirtió en un símbolo del clima incendiario que vive el país. Las protestas se sucedían en el centro de São Paulo, y en Brasilia, enfrente del Palacio, los gritos de “fuera, fuera” se oían en la sala donde el nuevo ministro firmaba solemnemente su nombramiento y, en el preciso momento en que Rousseff comenzó su discurso, un diputado asistente de la oposición, Major Olimpio, exclamó: “Qué vergüenza”. Rousseff se calló entonces. Y un grupo de espectadores favorables al Gobierno, entre gritos y abucheos, expulsaron al diputado. Los defensores de Lula y Rousseff prorrumpieron entonces: “No va a haber golpe, no va a haber golpe”, en referencia a que la presidenta no va a ser expulsada del poder.

El nuevo Gobierno de Rousseff-Lula —muchos en Brasil se preguntan ahora quién manda de verdad— nace ya agonizante, extremamente frágil, zarandeado desde todos los lados, mordido económicamente y amenazado con la destitución parlamentaria. Las votaciones decisivas que pueden acabar con Rousseff desde el Congreso se celebrarán a finales de abril y mayo. Para entonces, Lula, el encargado de negociar, tiene que haber reunido el número suficiente de diputados de los partidos considerados aliados para bloquear el proceso. No va a ser fácil. En un gesto explícito, el vicepresidente, Michel Temer, de uno de esos partidos teóricamente aliados, no acudió a la ceremonia de posesión. Todo un síntoma.

Detenidos 24 tripulantes de Avianca por blanqueo

La Guardia Civil ha participado en la desarticulación de una red que blanqueaba dinero procedente del narcotráfico con la ayuda de auxiliares de vuelo de la principal aerolínea colombiana, Avianca. De los 58 detenidos en la operación, 24 son tripulantes, y se han intervenido seis millones de euros en efectivo. El dinero viajaba oculto en dobles fondos de equipajes o adherido al cuerpo de los colaboradores. Además de la Guardia Civil, en la investigación ha participado la Policía Nacional de Colombia Dijin y la agencia estadounidense Homeland Security of Investigation.

En la última fase de la operación, —llamada Alas blancas en España y Pájaro azul en Colombia— han sido detenidas 17 personas, cinco de ellas auxiliares de vuelo. También se han practicado 16 registros domiciliarios, 13 de ellos en Colombia y tres en España, donde los investigadores han intervenido dinero y documentación.

La Fiscalía pide prisión preventiva para Lula da Silva

La Fiscalía de São Paulo ha pedido prisión preventiva para el expresidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva. El exmandatario, del Partido de los Trabajadores (PT), fue denunciado por este mismo organismo el miércoles por lavado de dinero y ocultación de patrimonio. Ahora, los fiscales aseguran que existe riesgo de fuga y de que obstaculice las investigaciones.

La petición de cárcel para Lula, divulgada íntegramente por el portal jurídico Jota, es contundente. Argumenta que una fuga de Lula sería “extremadamente simple” y sostiene que, al aislarlo, garantizarían “el orden público, la instrucción del proceso y la aplicación de la ley”. Los fiscales expresan su temor de que el expresidente movilice a su “red violenta de apoyo” para obstaculizar el proceso en su contra y que amenace a víctimas y testigos.

La acusación también ataca a la presidenta de la República porque pretende “blindar al denunciado, erigiéndolo en un ciudadano por encima de la ley”.

Vía Twiter renunció Subsecretaria de Turismo

Con una disculpa escrita en su cuenta de Twitter, la subsecretaria de Turismo de Ecuador, María Cristina Rivadeneira, presentó este jueves su renuncia al cargo.

“Me disculpo como madre e hija, mis expresiones no buscaron hacer daño a nadie, presento mi renuncia irrevocable al Ministerio de Turismo”, escribió a las 10:50 de este jueves.

 

Ayer, entrevistada por la agencia de noticias alemana DPA, Rivadeneira dio polémicas declaraciones sobre las turistas argentinas asesinadas en Montañita. Sobre ellas dijo: “Yo lo que digo, yo soy mamá, a estas chicas seguro que les iba a pasar eso en cualquier lado porque de ahí se iban a ir jalando dedo hasta Argentina (…) les iba a pasar algo tarde o temprano. Pero bueno, desafortunadamente fue ahí”, había puntualizado.

“Montañita es un tema de drogas, de fiestas, donde no va el turista de alto gasto. Es más un turista argentino, chileno … Pero son dos hechos aislados. Y no es que pase todo el tiempo, porque tampoco es así”, señaló la subsecretaria. A las pocas horas, el Ministerio de Turismo dijo en un comunicado que esas eran declaraciones personales y expresó su rechazo.

La familia de una de las chicas argentinas también mostró su repudio por  estas polémicas declaraciones y pidió que María Cristina Rivadeneira presente disculpas públicas.

La subsecretaria Rivadeneira asistía a la mayor feria de turismo que se realiza en Alemania, al momento de sus declaraciones.

Tras ser reportadas como desaparecidas, Marina Menegazzo y María José Coni, de 21 y 22 años y oriundas de la ciudad argentina de Mendoza, fueron halladas muertas con signos de violencia en dos días diferentes a finales de febrero en Montañita, un balneario de la provincia de Sanra Elena.

Las autoridades ecuatorianas detuvieron al día siguiente a los dos presuntos asesinos.

El fiscal general de Ecuador, Galo Chiriboga, confirmó este miércoles en Twitter la identidad de Coni, “tras el cotejamiento de las muestras de ADN”. Sobre la identificación de Menegazzo no ha habido aún pronunciamiento oficial. (I)

El mayor constructor de Brasil, condenado a 19 años

El mayor constructor de Brasil y presidente de uno de los mayores imperios empresariales de América Latina, Marcelo Odebrecht, fue condenado este martes a 19 años de prisión por participar en una trama que conseguía contratos de forma fraudulenta con la petrolera brasileña Petrobras. Se trata del paso más reciente de la interminable Operación Lava Jato, que desde abril de 2014 analiza una red de desvíos de dinero, obras sobrefacturadas y sobornos, y que cada vez apunta más alto: el viernes pasado, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva fue acusado de lucrarse con la corrupción de Petrobras.

México evita azuzar la hoguera xenófoba de Trump

Morderse la lengua y esperar a que el fuego se apague. La postura oficial del Gobierno mexicano ante las invectivas de Donald Trump es evitar a toda costa azuzar las llamas. “Nosotros no estamos en campaña”, señalan altos cargos del entorno presidencial. El miedo a que una intervención desafortunada desde México pueda favorecer las expectativas electorales del multimillonario republicano hace extremar las cautelas. Pocos, muy pocos, son los encargados de dar contestación. Y cuando lo hacen, es evitando el cuerpo a cuerpo.

El primero en responder fue en junio pasado el secretario de Gobernación, Osorio Chong, uno de los políticos con más peso en el Ejecutivo y el mejor valorado dentro del PRI para disputar la presidencia. Al día siguiente de que Trump detonase su idea de construir un muro pagado por México para evitar la entrada de “drogas y violadores”, Chong tachó sus palabras de “prejuiciosas y absurdas” y recordó el valor de la inmigración en la construcción de los Estados Unidos. Fue posiblemente la contestación más directa y dura ofrecida desde México. No hubo segunda parte. Pronto llegó la llamada a la calma. La pauta la estableció el propio presidente Enrique Peña Nieto. “Condenaremos cualquier expresión descalificatoria y discriminatoria contra México, pero no quiero hacerle el juego político a alguien que está en campaña electoral”, afirmó el mandatario.

Venezuela investiga la desaparición de 28 mineros en el sur del país

La Fiscalía General de la República Bolivariana de Venezuela ha decidido investigar si es cierto el rumor más escalofriante del fin de semana en el país. Informaciones procedentes de Tumeremo, en el Estado de Bolívar (suroriente), aseguran que unos 28 mineros están desaparecidos desde el viernes. Se teme que hayan sido asesinados por una banda de delincuentes, liderados por un individuo conocido como El Topo, que pretendía ocupar el valioso yacimiento de oro que habían descubierto horas antes en el fundo Atenas, en la vía que comunica con la población de Guasipati. El Ministerio Público ha designado a dos fiscales para que indaguen sobre la veracidad de un hecho que el Gobierno de Nicolás Maduro aún no reconoce.

Lula coquetea con su candidatura al 2018

Un abatido Luiz Inácio Lula da Silva llegaba poco después de las dos de la tarde de este viernes al auditorio del directorio nacional del Partido de los Trabajadores (PT), en el centro de São Paulo, después de más de tres horas declarando a la policía. Entró en la sala, abarrotada de periodistas, escoltado por miembros de los movimientos sindicales y estudiantiles y por mandamases del partido, que desde por la mañana circulaban por el edificio para mostrar su apoyo a la estrella del PT. Durante 28 minutos volvió a ser el Lula de antes. Dejó de lado los discursos leídos, a los que últimamente recurría, para hablar no solo “con el hígado” —como suele bromear—, sino con todos los órganos que se permitiese usar. Comenzó un discurso rabioso y emotivo, de alguien que hasta hace poco ocupaba la cúspide del poder y, en aquel momento, aparecía ante todos “humillado”, una palabra que eligió varias veces.

El orgullo de Medellín, pintado con grafitis

Quizás uno de los símbolos de más orgullo entre los paisas es el Metro de Medellín, reflejo de una cultura ciudadana que hace años extiende buenas costumbres de urbanidad.

Sin embargo, en la mañana de este domingo, uno de los trenes del metro amaneció pintado con grafitis, algo inusual, pero que no es la primera vez que sucede.

Los vagones fueron pintados en la madrugada de este domingo entre las estaciones Industriales y Exposiciones, donde es habitual que se aparquen algunos trenes durante la noche.

En las redes sociales el Metro afirmó: “Iniciamos investigación sobre lo acontecido con el vagón de la Línea A. En #NuestroMetro apoyamos el arte y la cultura pero rechazamos el vandalismo”.

Las elecciones en Perú, pendientes de los tribunales

Perú celebra elecciones presidenciales el 10 de abril, pero, a poco más de un mes de los comicios, el panorama de aspirantes está pendiente de los tribunales. Las candidaturas de Julio Guzmán y de César Acuña (por detrás de Keiko Fujimori en las intenciones de voto) fueron anuladas el viernes por carencias en los procedimientos de democracia interna y entrega de dinero a simpatizantes, respectivamente, pero ambos apelarán y continúan con su campaña.

Los expertos creen que la incertidumbre acerca de las candidaturas de Julio Guzmán y César Acuña, a quienes un tribunal electoral excluyó el viernes de la carrera a la presidencia, se deben por lo menos a dos factores: la poca anticipación con que se convoca las elecciones y “un fetichismo normativo que no funciona” para demostrar que un partido es formal o se comporta como debe ser, explica el sociólogo David Sulmont. Sin embargo, analistas y columnistas estiman, además, que en el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) hay un criterio político para favorecer a las formaciones políticas más antiguas, como el Partido Aprista o el fujimorismo.