Netanyahu: «Los métodos no letales no funcionan en Gaza»

La violencia en Gaza el pasado lunes, la jornada con mayor número de muertes desde la guerra de 2014, continúa coleando y suscitando preocupación e ira en el extranjero

La violencia en Gaza el pasado lunes, la jornada con mayor número de muertes desde la guerra de 2014, continúa coleando y suscitando preocupación e ira en el extranjero. El Papa Francisco se ha mostrado «muy preocupado por la escalada de tensiones en Tierra Santa» y el presidente ruso, Vladimir Putin, ha hecho un llamado a «renunciar a la violencia» mientras que su jefe de diplomacia, Serguei Lavrov, ha tildado de blasfemia llamar terroristas a las decenas de manifestantes pacíficos asesinados en Gaza por disparos israelíes.

Muy criticadas han sido las palabras del primer ministro israelí, Benyamin Netanyahu, y de la portavoz adjunta de la oficina de prensa del Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel, Michal Maayan.

«Lo intentas de todas las maneras. Pruebas todo tipo de métodos. Pruebas métodos no letales y no funcionan. Entonces te dejan con malas opciones. Es un mal negocio», ha asegurado Netanyahu en una entrevista para la cadena estadounidense CBC, grabada en Jerusalén. Por su parte, Mayaan respondió a un periodista que le preguntaba sobre la violencia en Gaza asegurando que faltaba espació en las prisiones: «No podemos meterlos a todos en la cárcel».

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ha condenado el silencio de la comunidad internacional sobre la «tiranía israelí» mientras que los cancilleres árabes tenían previsto celebrar una reunión extraordinaria el jueves en El Cairo sobre «la agresión israelí contra el pueblo palestino».

La tensión ha caído en la Franja de Gaza en la víspera de Ramadán, el mes del ayuno musulmán, pero la situación sigue siendo muy inestable.

Los tanques israelíes atacaron varias posiciones de Hamas en la Franja de Gaza en respuesta a los disparos, ha informado el Ejército israelí, que acusa a Hamas, a quien considera “terrorista”, de usar el movimiento para mezclarse con la multitud de hombres armados o tener dispositivos explosivos a lo largo de la frontera..

Hamas dijo que apoyaba la movilización, al tiempo que aseguraba que provenía de la sociedad civil y era pacífica.

'