Trágico accidente en Ingamullo cobra cuatro vidas

By , in País on . Tagged width: , , ,

El trágico accidente fue descubierto alrededor de las 14:00 del martes, luego de que unos jóvenes que pescaban en el río San Francisco, vieran un cadáver que flotaba en un remanso cercano al campamento de la empresa constructora Hidalgo-Hidalgo.

Johnny González, policía del Distrito Gualaceo, relató que por disposición del ECU-911 una patrulla acudió al sitio donde se encontraba el cadáver, que fue identificado como Ángel Ramiro Castro, de 23 años.
El uniformado refirió que, al contactarse con los familiares se tuvo conocimiento que Castro viajaba con su familia en una camioneta desde Limón Indanza hacia la parroquia Principal, del cantón Chordelg, lo que alertó sobre la existencia de un accidente de tránsito.

Rescate
González relató que, enseguida, se desplegó un operativo de búsqueda del vehículo, con la participación de rescatistas del Cuerpo de Bomberos de Gualaceo y comandos del Grupo de Operaciones Especiales, GOE, de la Policía Nacional.
Luego de rastrear el río, aproximadamente un kilómetro aguas arriba, encontraron a la camioneta sumergida en el agua, pero, por la incesante lluvia y lo agreste de la zona, las labores de rescate se suspendieron a las 21:00 y se retomaron a las 06:00 de ayer.

A las 08:30, los brigadistas lograron rescatar el cuerpo sin vida de Anthony Castro Castro, de siete años, que fue encontrado a unos 600 metros del lugar donde se hallaba la camioneta. También localizaron los cadáveres de José Manuel Castro, de 50 años, y de Melania Castro, de 26 años, que se encontraban atrapados dentro de la cabina.

Para mover el vehículo y liberar los cuerpos, fueron necesarias dos grúas pesadas, debido a que se había caído en un precipicio de unos 200 metros de profundidad.
El operativo de rescate de las víctimas culminó a las14:45, y los cadáveres fueron trasladados al Centro Forense para las necropsias de ley.

Recuerdos
El trabajo de los rescatistas fue seguido por familiares y amigos de las víctimas, quienes, entre sollozos, recordaban los momentos felices que vivieron en la comunidad Delegsol, de la parroquia Principal, del cantón Chordeleg.
Entre los familiares estuvo Miguel Castro, quien narró que su hermano, Manuel Castro, viajó el domingo a Limón Indanza, acompañado de su hijo Ángel Ramiro, de la esposa Melania y de su nieto Anthony, para una fiesta familiar, con motivo de un matrimonio y un bautizo.

Recordó que, luego del festejo, sus allegados decidieron retornar a su lugar de origen, el martes a las 09:00, por lo que presume que entre las 11:00 y 12:00 se produjo el accidente que acabó con sus vidas.
La inesperada partida de Ángel Ramiro y su esposa Melania deja en la orfandad a una niña de tres años, quien se quedó con su abuela y por ahora seguirá bajo su amparo.

Vuelco
Según las primeras investigaciones efectuadas por los agentes de tránsito, el accidente ocurrió cuando la camioneta, al llegar a una curva, siguió recto y rodó por una pendiente hasta caer con las llantas hacia arriba, en el río San Francisco.
Entre las hipótesis que manejan los investigadores están la posibilidad de que el conductor podía haberse dormido, el exceso de velocidad impidió tomar adecuadamente la curva, una maniobra para esquivar algún obstáculo, o una falla mecánica; los peritos tratarán de despejar estas incógnitas durante las investigatigaciones. (ASQ) (I)