Posted on August 03, 2020, 4:22 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 5 mins

La del sábado fue una tarde de manifestaciones en Berlín: según informó ayer la policía alemana, al menos 45 agentes resultaron heridos y 133 personas fueron detenidas en tres movilizaciones organizadas. La más multitudinaria fue aquella contra las medidas restrictivas por la pandemia en el barrio de Mitte, pero también las contramanifestaciones a la primera y, finalmente, las protestas contra dos desalojos en Neukölln. Según una nota de la policía berlinesa, los agentes «tuvieron que iniciar 89 investigaciones penales y 36 delitos administrativos. Entre otras cosas, se han iniciado procedimientos de investigación penal por resistencia a los agentes del orden, juicios por violación de la paz y procedimientos por violación grave de la paz», de acuerdo con la nota.

«Fin de la pandemia; día de la libertad» fue el título de la manifestación a la que asistieron unas 20.000 personas y remite a la película de Leni Riefenstahl que documenta propagandísticamente la asamblea del Partido Nacionalsocialista de Adolf Hitler en Núremberg en 1935 y que lleva por título «Tag der Freiheit» («Día de la libertad»).

La gran mayoría de los asistentes llegó desde otras regiones del país en una mezcla híbrida de perfiles, entre ellos: conspiracionistas, antivacunas, neonazis, negacionistas del virus o ultraderechistas. La marcha a la que anunciaron llegaría medio millón de personas, fue convocada por el grupo de Stuttgart Querdenken 711 que dirige el empresario Stephan Bergmann, conocido por sus declaraciones que niegan la existencia del virus.

Repunte de contagios

La concentración «anti-pandemia» se inició poco antes del mediodía frente a la puerta de Brandeburgo y al llegar a la Columna de la Victoria tuvo que ser disuelta por las autoridades policiales –antes de la hora en que debía culminar oficialmente: a eso de las 16 horas– ante la evidencia de que los asistentes no cumplían el distanciamiento social, ni usaban mascarilla.

La manifestación se produjo en un momento de gran preocupación en el Gobierno de la canciller conservadora, Angela Merkel, por el repunte de los contagios: el sábado, el instituto epidemiológico Robert Koch verificó 955 nuevos contagios en las últimas 24 horas, una de las cifras más altas de las últimas semanas, confirmando una tendencia al alza que según los expertos se debe al retorno de viajeros, así como a un masivo relajo en la observación de las medidas para enfrentar la pandemia. De hecho, a partir de mañana, todos los viajeros provenientes de zonas de riesgo –entre ellas, Luxemburgo, Aragón, Cataluña y Navarra– deberán aislarse en cuarentena por catorce días en el caso de no presentar una PCR negativa al llegar al aeropuerto.

Una teoría conspirativa

Según la policía de Berlín, 1.100 agentes –tres de ellos tuvieron que ser atendidos en un hospital– fueron desplegados en la zona para controlar el evento y dispersar a la multitud, obligando a los organizadores a abandonar el escenario donde se encontraban alentado a los asistentes.

Los manifestantes clamaban consignas como «libertad» y «resistencia» y denunciaban que la proclamación de la pandemia de coronavirus era la «mayor teoría conspirativa». Los contramanifestantes, en su mayoría berlineses, escoltaron la marcha al grito de «¡Fuera nazis!».

Por su parte, la socialdemócrata (SPD) Saskia Esken se lamentó en un tuit: «¿Otra vez estamos con mil infecciones por día y en Berlín protestan contra las medidas para frenar el coronavirus? No podemos permitirnos esta estupidez». Según el ministro de Interior, el conservador bávaro de la CSU, Horst Seehofer, ha comentado que «siempre hay opiniones diferentes» cuando se trata de «restricciones a la libertad», aunque, según él, «no son la mayoría».

Por último, el otro punto de manifestaciones fue en el barrio berlinés de Neukölln en los que grupos de personas bloquearon el acceso de los agentes en dos desalojos: el del bar «Syndikat» y un edificio ocupado en la calle Rigaer. En este lugar hubo disturbios, se incendiaron contenedores de basura y los manifestantes encendieron bengalas.

Leave a Reply

  • (not be published)