Posted on November 18, 2019, 11:25 am
FavoriteLoadingAdd to favorites 4 mins

Con la nueva cumbre del Cuarteto de Normandía (Alemania, Francia, Rusia y Ucrania) fijada para el próximo 9 de diciembre en París, a fin de intentar avanzar hacia la normalización de relaciones entre Moscú y Kiev y hacia el final de la guerra en el este de Ucrania, el Kremlin continúa dando signos de distensión. Al intercambio de prisioneros efectuado en septiembre le sigue ahora la devolución de los tres buques ucranianosapresados por fuerzas rusas el 25 de noviembre de 2018 en el estrecho de Kerch.

Según informa el Ministerio de Exteriores ruso en una nota de prensa, las lanchas artilladas «Berdiansk» y «Nikopol» y el remolcador «Yani Kapu» han sido devueltas hoy por Rusia a la Marina ucraniana. «Los buques de guerra ucranianos que violaron en noviembre de 2018 la línea de frontera rusa en una provocación deliberada de Kiev en el estrecho de Kerch, y que habían sido confiscados por las fuerzas de seguridad rusas, fueron entregados a Ucrania», se señala en el comunicado.

Los tres navíos fueron atacados con fuego real y capturados hace un año por barcos guardafronteras rusos cuando intentaban atravesar el estrecho de Kerch en dirección a los puertos ucranianos de Mariúpol y Berdiansk en el mar de Azov. Nada de eso hubiese sucedido si Rusia no se hubiese anexionado Crimea en marzo de 2014.

Marineros detenidos

Fueron además detenidos todos los miembros de las tripulaciones de las tres embarcaciones, en total 24 marineros de los que cuatro resultaron heridos. Moscú sostuvo entonces que por parte de Ucrania no se cumplieron las formalidades necesarias, entre ellas la solicitud de permiso previo, para atravesar el estrecho mientras que el presidente Vladímir Putin calificó lo sucedido de «provocación».

Los 24 militares ucranianos fueron acusados entonces de «violar las aguas territoriales rusas» y confinados en Moscú en prisión preventiva, pero fueron liberados el pasado 7 de septiembre en el marco de un intercambio de prisioneros que benefició también al director de cine ucraniano Oleg Sentsov, galardonado con el Premio Sájarov y condenado en Rusia a 20 años de cárcel por «terrorismo».

El presidente ucraniano, Volodímir Zelenski dijo nada más llegar al poder, la pasada primavera, que la liberación de prisioneros y el final de la guerra en el este del país eran sus principales prioridades. Habló con Putin por teléfono para «desbloquear el diálogo» y preparar la liberación mutua de prisioneros.

Pero está todavía pendiente que mantengan su primer encuentro para seguir avanzando en la aplicación de los acuerdos de paz de Minsk y tal reunión tendrá lugar el próximo 9 de diciembre en París. Así lo anunció la semana pasada el Elíseo y hoy el Kremlin ha confirmado la asistencia de Putin. En la última cumbre del G7 de Biarritz, el presidente francés, Emmanuel Macron, llamó a intensificar las conversaciones para conseguir poner fin al conflicto. La canciller alemana, Angela Merkel, le dio la razón y ésta se puso en contacto telefónico con Putin, que también aceptó desatascar el proceso de paz.

Leave a Reply

  • (not be published)