Posted on September 13, 2019, 6:47 pm
FavoriteLoadingAdd to favorites 33 secs

El gobierno de Estados Unidos entregará a los familiares de las víctimas del 11-S el nombre de un ciudadano saudí al que el FBI investigó por colaborar con los terroristas. Las asociaciones de víctimas llevan años pidiendo al gobierno que revele su identidad porque creen que esta puede ayudarles a demostrar que las autoridades de Arabia Saudí sabían de los atentados o al menos no los impidieron, a pesar de tener conocimiento de los planes.

Hasta ahora, la Casa Blanca se ha negado a hacer público ese último nombre por los problemas diplomáticos que una denuncia a Arabia Saudí en EE.UU. podría provocar. Donald Trump se ha enfrentado a su partido después de que este le haya conminado a castigar a la corona saudí por el asesinato, hace un año, del periodista disidente Jamal Khashoggi, que residía habitualmente en Washington.

Finalmente, el departamento de Justicia ha cedido. Según la respuesta dada al requerimiento judicial, «el FBI se compromete a la máxima transparencia con las víctimas para prevenir además futuros atentados terroristas».

Leave a Reply

  • (not be published)