El helicóptero del dueño del Leicester City, el tailandés Vichai Srivaddhanaprabha, de 60 años, se ha estrellado este sábado contra el aparcamiento situado junto al estadio del club, según informó la cadena BBC, que, de momento, no ha indicado si hay heridos.

Tampoco se sabe si el propietario del Leicester se encontraba a bordo del aparato, que cayó a tierra poco después de despegar del King Power Stadium, donde este sábado el Leicester disputó un partido de la liga inglesa contra el West Ham (1-1). El medio británico Sky News sí ha confirmado que en el helicóptero no se encontraba su hijo y el vicepresidente del club, Aiyawatt Srivaddhanaprabha.

Varias fotografías colgadas en las redes sociales mostraron un incendio en el aparcamiento, aunque al parecer la llamas ya han sido sofocadas, agregó la BBC. La Policía del condado de Leicestershire (centro) explicó en su cuenta de Twitter que “está al tanto de un incidente” ocurrido en las proximidades del King Power Stadium y que los servicios de emergencia están sobre el terreno.

El servicio de ambulancias de la sanidad pública también tuiteó para confirmar que ha acudido a la escena del accidente y que ofrecerá información actualizada “cuando sea posible”. Un reportero de  Sky Sports agregó que, según relataron varios testigos, eran las 20.30 cuando vieron al helicóptero desplomarse, unas horas después de acabar el partido que ha enfrentado este sábado al equipo local con el West Ham. Tras los encuentros del Leicester, es habitual que un grupo de mandatarios del club abandonen junto al presidente la ciudad de Leicester rumbo a Londres en el helicóptero propiedad del presidente taliandés, dueño también de la King Power Duty Free, empresa encargada de explotar comercialmente la zona del libre de impuestos de los aeropuertos tailandeses.

Según el periodista, el piloto del aparato perdió el control y se estrelló contra el aparcamiento, mientras que un testigo señaló que “parecía como si la hélice de cola no funcionara correctamente”, lo que hizo girar al helicóptero descontroladamente antes de caer.

Leave a Reply

  • (not be published)